En la ciudad de Santiago dejó de existir el 23 de agosto de
1965, el gran historiador, ensayista, político y Premio
Nacional de Literatura, Francisco Antonio Encina Armanet, a
causa de un infarto cardiaco, a los 90 años de edad. El
Gobierno decretó tres días de duelo oficial a raíz de su
fallecimiento.

Su obra maestra fue los 20 volúmenes de: «Historia de Chile,
desde la Prehistoria hasta 1891», que ha sido calificada como
el máximo esfuerzo individual realizado en el género de la
historiografía americana.

Otras importantes publicaciones son «La Educación Económica»,
«La Literatura Histórica de Chile y el Concepto Actual de la
Historia», «La Presidencia de Balmaceda», «Bolívar y la
Independencia de América», «El Liceo» y «Portales:
Introducción a la Historia de la Epoca de Diego Portales»,
con la que obtuvo el «Premio Roma», otorgado por la embajada
de Italia.

Gran lector, se interesó mucho por el estudio de Diego
Portales Palazuelos y Manuel Bulnes Prieto, y luego se dedicó
a la investigación de la economía nacional desde un punto de
vista más científico. Se dice que en su biblioteca personal
contaba con más de 20 mil ejemplares.

A los 81 años de edad, en 1955, se le honró con el Premio
Nacional de Literatura, en esa época no existía el de
Historia. Dos años después, en 1957, recibió la Medalla de
Oro de la Academia Chilena de la Historia y de la Academia de
la Lengua.

El crítico Hernán Díaz Arrieta, conocido como “Alone” dijo de
él: “Encina es para mí un ser milagroso, ha resucitado a los
muertos y ha hecho morir a muchos que vivían en las páginas
de nuestra historia injustamente.”

Encina nació en la ciudad de Talca el 10 de septiembre de
1874, en el seno de un hogar de agricultores de Isla de
Maule. Realizó sus estudios secundarios en el liceo de su
ciudad natal, obteniendo máximas distinciones. Cursó la
carrera de Leyes en la Universidad de Chile y se tituló de
abogado, a los 22 años de edad, en 1896.

Por un tiempo ejerció su profesión, pero al poco andar
prefirió dedicarse a su fundo «El Durazno», actividad que
compartió con la lenta recopilación de material y lectura
orientada a realizar una monumental historia de Chile.

Por un corto período participó activamente en política por el
Partido Nacional, siendo Diputado por Linares, Parral y
Loncomilla, por dos períodos, entre 1906 y 1912. En el
Congreso expuso sus ideas nacionalistas, contrarias al
liberalismo económico.

Luego, en 1915 se retiró del Partido Nacional y fue uno de
los fundadores de la Unión Nacional, colectividad de ideales
nacionalistas y modernos, que no prosperó, entonces se alejó
de la política activa.

A Encina debemos agradecerle gran parte del conocimiento
histórico que tenemos de nuestro país. Con él desapareció una
de las más grandes figuras intelectuales que haya tenido
Chile.

Por somosfutrono

Somos un medio de comunicación que difunde el respeto al medio ambiente y los pueblos originarios; NOTICIAS , ACTUALIDAD, COMPROMETIDOS CON LA VERDAD.